Rápido y furioso

Rápido y furioso

Una espectacular persecución automovilística se registró el sábado en Trenque Lauquen luego de que un joven de 28 años escapara de un control de tránsito de rutina que se estaba llevando a cabo en la avenida Villegas. Para huir, el conductor atropelló a un inspector municipal quien cayó a la cinta asfáltica luego de ser transportado varios metros en el capot del automóvil infractor. Finalmente, y luego de una persecución de varios minutos, la policía logró interceptar y aprehender al conductor del vehículo en la zona del barrio Fonavi.

Según se informó a través de un parte de prensa de policía, el hecho se produjo el sábado alrededor de las 20 en un control de tránsito de rutina llevado a cabo sobre avenida Villegas cuando los agentes interceptaron a un vehículo conducido por el vecino Héctor Mesa (28) quien iba acompañado por dos adolescentes.

Según el informe policial, debido a irregularidades en la documentación y por alcoholemia positiva, los inspectores le informaron al conductor que sería infraccionado y el auto retenido ante lo cual el sujeto, en una veloz maniobra, se subió al auto y aceleró a toda velocidad atropellando a uno de los agentes que se encontraba parado frente al vehículo quien quedó sobre el capot y fue trasladado varios metros al cabo de los cuales rodó hacia un costado y cayó a la cinta asfáltica.

Persecución

Tras esta imprudente maniobra, el joven se dio a la fuga a toda velocidad, perseguido por los agentes de tránsito que solicitaron apoyo a la policía.

La persecución se extendió por varios minutos, al cabo de los cuales, personal de la comisaría primera en conjunto con el GAD y el CPR local lograron interceptar y aprehender a Mesa sobre calle Tala en cercanías del barrio Fonavi.

El joven quedó alojado en la comisaría local en calidad de aprehendido por los delitos de “Lesiones Leves, Atentado a la Autoridad y Desobediencia” a disposición de la UFI Nº4 del Dpto. Judicial de Trenque Lauquen.