El estudio del agua dio que es apta para el consumo

Locales 29 de abril de 2018 Por
Los vecinos piden que se hagan estudios cuando el agua sale turbia.
1524965127880
Romeri y Otero, junto a los responsables de la UNSa que hicieron los estudios.

Un estudio del agua de Metán determinó que es apta para el consumo humano y desató una gran polémica ciudadana, debido a los públicos y duros cuestionamientos de los vecinos al servicio que brinda Aguas del Norte en esta localidad del sur provincial.

Se trata de siete muestras que fueron tomadas el 17 de este mes, de viviendas e instituciones, por el propio director de la sede regional Sur de la UNSa, Camilo Jadur. Los estudios fisicoquímicos y microbiológicos, fueron realizados por el Instituto de Investigaciones para la Industria Química (Inqui-

UNSa-Conicet), cuya responsable de laboratorio es la doctora Verónica Rajal y responsable técnica, la doctora, Dolores Gutiérrez Cacciabue.

Con respecto a los resultados concluyeron que los análisis realizados a las muestras de agua de red, se encuentran dentro de los valores límites establecidos en el capítulo XII del Código Alimentario Argentino.

Ese código establece que con las denominaciones de agua potable de suministro público y agua potable de uso domiciliario, se entiende la que es apta para la alimentación y uso doméstico. No deberá contener substancias o cuerpos extraños de origen biológico, orgánico, inorgánico o radiactivo en tenores tales que la hagan peligrosa para la salud. Deberá presentar sabor agradable y ser prácticamente incolora, inodora, límpida y transparente.

"Se concluye entonces que el agua analizada es apta para los usos mencionados", destaca el informe de los resultados.

Aclararon que la muestra 3, que corresponde a una casa particular de una finca de la familia Madrazo, ubicada en la zona noroeste de la localidad, presentaba turbidez.

Por otra parte, para el caso de la muestra 7, que fue de agua tomada del cauce del río Conchas, en inmediaciones del puente carretero de la ruta nacional 9/34, destacaron que: "Aunque los valores microbiológicos superan los límites establecidos por el Código Alimentario Argentino, esta agua no se utiliza directamente para el consumo, sino que sufre un tratamiento previo".

En medio de cuestionamientos por los aumentos en la tarifa y las quejas de los vecinos por la turbiedad, la baja presión y los cortes, la Municipalidad solicitó formalmente a la casa de altos estudios, que realice los estudios correspondientes para conocer la calidad del agua que consumen los metanenses.

Los principales problemas se producen cuando llueve y los ríos, principalmente el Conchas, aumentan su caudal con alta turbiedad. Debido a eso Aguas del Norte se ve obligada a cerrar el ingreso del líquido elemental al sistema, porque la planta potabilizadora no está diseñada para procesar altos niveles de turbiedad. Las instalaciones no cuentan ni siquiera con energía eléctrica, por lo que se produce agua de manera artesanal.

Los resultados de los estudios realizados al agua de San José de Metán fueron entregados al propio intendente, Fernando Romeri, quien estuvo acompañado por el diputado provincial, Sebastián Otero. La reunión fue encabezada por el vicerrector de la UNSa, Edgardo Sham y el director de la sede regional sur de la universidad, Camilo Jadur.

Luego de conocer las conclusiones sobre las muestras tomadas el 17 de este mes, las que arrojaron que el agua es apta para el consumo humano, las quejas y los duros cuestionamientos no se hicieron esperar. Los vecinos sostienen que el servicio es de mala calidad luego de cada tormenta.

Las tarifas

Los vecinos se quejaron, además, porque muchos pagan más de agua que de energía eléctrica. Por eso solicitaron que se hagan nuevos estudios cuando el agua esté saliendo turbia en los barrios. En ese sentido se supo que la universidad está dispuesta a efectuarlos y a celebrar un convenio con la comuna para concretarlos. “Estos resultados en cierta manera nos traen tranquilidad porque los vecinos están tomando agua segura por estos días. Quiero agradecer la predisposición de la Universidad Nacional de Salta para la realización de los estudios con el profesionalismo, la trayectoria y la seriedad que la caracteriza”, dijo el intendente Romeri.

“Sin embargo, somos conscientes que debemos seguir trabajando para que se hagan las inversiones necesarias para terminar con un problema que lleva 50 años”, señaló.

FUENTE DIARIO TRIBUNO

Te puede interesar