“Lo dije antes y lo digo ahora: nunca nos sentimos el peor equipo de todos”

“Lo dije antes y lo digo ahora: nunca nos sentimos el peor equipo de todos”

Por Sergio Daniel Peyssé / [email protected]

   De ser evaluado físicamente en la pretemporada, donde su continuidad fue cuestionada por propios y extraños, a ser titular, capitán y voz de mando del equipo dentro del campo de juego.

   En el mundo Olimpo suelen suceder situaciones tan raras como llamativas, aunque futbolísticamente el conjunto aurinegro parece haber encontrado el rumbo, y ya nada es como antes. ¿No Guillermo Pfund?

   “Hoy somos un equipo distinto, mejor plantado y con mentalidad cien por ciento de Federal A. Estamos en alza, sabemos lo que queremos y lo que podemos dar”, deslizó el central tras el festejado 2-0 frente a Camioneros, en el primer cotejo de local de este 2020.

   —¿Cómo fue el post partido en el vestuario, me comentaron que hubo algunos compañeros tuyos emocionados, por el triunfo y por el esfuerzo?

   —Fue un desahogo muy grande, todos liberamos tensiones y cada uno demuestra esa transformación a su manera. Para que la gente entienda, nosotros somos los que más sufrimos con el presente del equipo. Nos apoyamos en nuestras familias, en amigos, en los compañeros, pero en algún momento se tenía que terminar la tristeza y las caras de culo, y ante Camioneros demostramos mucho de lo que somos y lo que queremos ser.

   “Seguimos últimos, pero encontramos el camino. Después de la caída en Otamendi, el mensaje al plantel fue que jugando como lo habíamos hecho, íbamos a empezar a conseguir resultados positivos. El equipo reaccionó, además de buen juego potenció otras virtudes, como la contracción a la marca, la dinámica, la verticalidad y la profundidad en tres cuartos”.

   —Una victoria te permite trabajar con más paciencia y tranquilidad sobre los errores, aunque lo primero que tendrán que hacer es ponerse a practicar penales: llevan errados 3 seguidos.

   —Vos sabes que se practica, nos quedamos a patear, pero no es lo mismo en un entrenamiento que en un partido. Cuando el remate de Lenci se fue afuera me quería enterrar vivo en la misma cancha; miré al infinito y no lo podía creer.

   “Pase lo que pase, en este plantel nos apoyamos entre todos. La única manera de salir adelante es que estemos juntos y que no haya diferencias. Futbolísticamente crecimos, tenemos actitud, ganas y una idea, y eso ya nos hace sentir diferentes”.

   —Debe dar mucha bronca estar últimos en un torneo tan parejo, donde ustedes mismos dicen que cualquiera le gana a cualquiera.

   —Aunque la realidad indique que Olimpo está último, para mi no es real. No nos sentimos el peor equipo de todos aunque muchos nos apunten como el principal candidato a descender. En la primera rueda nos costó la adaptación, muchos creímos que el torneo iba a ser otra cosa, y eso nos hizo confundir dentro y fuera de la cancha. Hoy somos un equipo distinto, mejor plantado y con mentalidad cien por ciento de Federal A.

   —En la pretemporada estuviste a punto de dejar el club, pero demostraste que podías seguir y ahora sos el capitán de un barco que está haciendo hasta lo imposible para salir de la tormenta.

   —El año pasado sufrí una lesión (desgarro del isquiotibial y compromiso semitendionoso de pierna derecha) que hasta a mi me hizo dudar sobre mi continuidad, porque volvía a mover y me molestaba. Me dejó afuera casi toda la primera rueda y sin vacaciones, porque en el receso le metí con todo a la recuperación para estar pleno otra vez. Sabía que lo iba a conseguir, y le agradezco a todos los que me alentaron a no bajar los brazos.

   “Si de Olimpo me echaban me iba a quedar un gran dolor, porque sé la clase de profesional que soy y lo que puedo dar. Si mi nombre estaba en tela de juicio y era posible baja, tal vez había motivos, pero yo sé que estando bien puedo jugar acá o en cualquier equipo”.

   —¿Qué significa llevar la cinta de capitán?

   —Para ser líder de un equipo no es necesario llevar una cinta. Hoy no les toca a Lenci, Vega o Furios, pero ellos también son referentes y puntales de este plantel.

   —Se viene el clásico con Villa Mitre…

   —Me hablaron mucho de la rivalidad, pero Olimpo debe ir a jugar de la misma manera que lo viene haciendo. Estamos bien, ¿por qué vamos a cambiar? Los hinchas lo vivirán a su manera, pero dentro de la cancha somos 11 contra 11 y nosotros nos sentimos capacitados para ganarle al que sea.