Fuerte aumento de la demanda de ayuda: se cuadruplicó la entrega de bolsones

Fuerte aumento de la demanda de ayuda: se cuadruplicó la entrega de bolsones

   El paso de los días hace cada vez más visible otro de los dramas por la crisis del coronavirus. Además del peligro en materia sanitaria, miles de personas se vieron obligadas a dejar de trabajar por el aislamiento obligatorio y, de esa manera, perdieron su sustento diario.

   Se trata mayormente de cuentapropistas, obreros, vendedores informales y empleadas de casas particulares en negro, entre otros trabajos que no se pueden realizar mientras dure la cuarentena.

   La Municipalidad de Bahía Blanca asiste regularmente a poco más de 7.000 familias en nuestro distrito, a las cuales ahora se empiezan a sumar centenares más, en una lista que sigue creciendo.

   Buena parte de los esfuerzos del gobierno comunal y de los partidos de oposición en la ciudad están centrados en abastecer a ese conjunto, a partir de los recursos con los que cuenta el Municipio más los que envía la Provincia.

   Entre el miércoles y este sábado se distribuyeron en Bahía más de 4.500 bolsones de alimentos y productos de limpieza, según datos oficiales, cuando normalmente en cuatro días se reparten alrededor de 1.000.

En Santa Lucía se entregaron 50 bolsones este sábado.

   Uno de los centros de distribución es la capilla Santa Lucía, de calle Fabián González al 2300, en el barrio Maldonado. Allí La Nueva fue testigo de la entrega de 50 ayudas a vecinos del sector.

   Para evitar aglomeraciones, tanto en este como en otros centros se anota a las familias en un listado y se las va llamando paulatinamente para que se acerquen al lugar.

Voces críticas

   No obstante, entre muchas familias que dejan de generar ingresos crece la incertidumbre y la ansiedad, más teniendo en cuenta que esta situación de cuarentena total no parece tener un final cercano.

  Incluso ya existen voces críticas respecto del manejo de la emergencia. Desde el Servicio de Trabajo Social del Hospital Penna cuestionaron las vías de contacto que dispuso el Municipio para aquellas personas que dejan de percibir ingresos.

   Es decir, comunicarse con los delegados, las instituciones representativas de su barrio o escribir al mail [email protected]

   «La mayoría de las personas beneficiarias de las políticas sociales se encuentra en situación de vulnerabilidad y no cuenta con los recursos materiales y/o simbólicos necesarios. Nos referimos al servicio de electricidad, dispositivos electrónicos, servicio de internet como al manejo de una cuenta de correo electrónico para poder solicitar la asistencia alimentaria propuesta», señalaron en una carta abierta.

   «Hemos enviado mails con los datos de las personas que, con urgencia, necesitan alimentos ese día y hemos confirmado que en su gran mayoría la ayuda no llegó y quienes recibieron un bolsón se trata de una cantidad de alimentos insuficientes en relación al número de integrantes del grupo familiar», agregaron.

   El Colectivo de Profesionales de Trabajadores Sociales de las Unidades Sanitarias también manifestó su disconformidad y recordó que muchas de las familias afectadas ya se encontraba en situación vulnerable antes de las medidas de aislamiento.

   «Las delegaciones municipales se encuentran cerradas por lo que muchas personas realizan un recorrido por distintos espacios sin poder cumplir efectivamente las recomendaciones de aislamiento por la necesidad primordial de alimentarse, y muchos de ellos y ellas, son también población de riesgo».