Vecinos del centro resisten la instalación de un boliche

Locales 01 de octubre Por
Es un local de la avenida 9 de Julio y Buenos Aires que está siendo refaccionado. Dicen que están dispuestos a ir a la Justicia.
1506652032587
Grupo de vecinos del centro de Metán que se oponen a la instalación de un local bailable.

Una gran polémica está generando en San José de Metán el probable funcionamiento de un nuevo boliche en el centro. Los que impulsan el negocio ya iniciaron los trámites para la habilitación en la Municipalidad y están refaccionando el inmueble ubicado en la avenida 9 de Julio y Buenos Aires. Mientras que los vecinos se reunieron con el intendente, Fernando Romeri y con los concejales para solicitarles que se niegue la apertura del local.

"Los boliches bailables deben tener una ubicación especial y segura fuera del ejido urbano, donde no provoquen inconvenientes porque los chicos tienen derecho a divertirse y está bien, pero los vecinos también tenemos el derecho de descansar y de vivir tranquilos", dijo Juana María "Maruja" Navarro, una de las vecinas que se opone al funcionamiento del local bailable.

"La mayor parte de la gente de este sector son personas mayores, muchos de ellos enfermos. Esto es una falta de respeto a las familias que vivimos acá. Nosotros merecemos descansar porque todos sabemos lo que pasa con el sonido y los problemas a la salida del baile. Creo que esta es una oportunidad para organizar de una vez por todas la noche de Metán", destacó Navarro.

Los residentes sostienen que quieren seguir viviendo tranquilos porque si habilitan el boliche los chicos orinan en las puertas de las casas, hay peleas a la salida derivadas del excesivo consumo de alcohol y el alto volumen de la música es inevitable y se percibe a pesar de los tratamientos que se puedan hacer en las paredes, teniendo en cuenta que hay vecinos que viven en paredes colindantes.

Los residentes fueron el miércoles pasado a la sesión del miércoles del Concejo Deliberante porque habían presentado una nota para plantear la problemática y su rechazo a la instalación del local bailable. "También presentamos una nota en la Municipalidad. Nuestras autoridades nos atendieron muy bien. Ahora esperamos una respuesta favorable y que escuchen nuestro pedido, que es justo", dijo Florencia Biurrun.

Para tratar y analizar la situación los concejales se reunieron en el recinto del legislativo con el intendente Romeri. Los ediles están en una difícil posición ya que de acuerdo a las normas vigentes el local podría ser habilitado, ya que cumple uno de los requisitos fundamentales, como la ubicación a más de 150 metros de cultos, clínicas y salas velatorias. Pero está siendo refaccionado y deberá sortear inspecciones y otros requisitos todavía.

"Los boliches deben salir de los sectores en los que hay vecinos, como está ocurriendo en la Balcarce en Salta, capital. Deben respetar los derechos de los vecinos porque no es justo que mientras unos se divierten, otros la pasen mal y no puedan descansar", dijo Biurrun.

Ya sufren ruidos molestos

Por otra parte, Romina Vico, una de las vecinas que vive en un domicilio colindante con el futuro boliche que se pretende abrir en la zona, se mostró molesta por otros motivos, como los ruidos molestos que ya viene soportando gracias a las refacciones a las que está siendo sometido el local de marras.
“Desde ahora ya estamos sufriendo las consecuencias por los ruidos molestos que generan los trabajos que están realizando”, dijo Vico .
“El domingo pasado, a las 23.30 le tuve que ir a decir a los obreros que por favor pararan porque no podíamos descansar con mi familia. Por eso los vecinos nos oponemos a la apertura del boliche”, destacó Vico.

FUENTE DIARIO TRIBUNO

Te puede interesar