Las facturas de gas llegan a pequeños comercios con subas de hasta 1.200%

Provinciales 31/05/2016 Por
Panaderías almacenes y otras pymes también afrontan incrementos en la energía del 400 por ciento. El tarifazo se aplica en una situación agobiante por la caída de las ventas, que llegan al 50%. Advierten sobre despidos.
images (2)

A los pequeños negocios y pymes salteñas llegaron las facturas de gas y tornaron más agobiente aún su situación financiera. Este 2016 está caracterizado por un fuerte aumento en el costo de los servicios y una caída importante en el consumo. Diferentes rubros  (gastronomía, comercio, panaderos), señalaron que el aumento de la luz llegó a un 400%, mientras que la suba del gas alcanzó un 1.200%. A esta compleja situación, hay que sumarle que los propietarios de negocios declararon que las ventas cayeron entre un 20% y un 50% en los primeros meses. Y los números no cierran.
Los ejemplos en la calle ponen de manifiesto esta realidad. Comerciantes chicos, que por lo general tienen poca espalda para afrontar períodos largos de crisis, manifestaron que sus facturas de luz y gas vinieron con aumentos impagables.
Nahuel Hyon, titular de la Cámara Pymes de Salta, explicó que los incrementos en los costos y las caída en las ventas, si se mantienen en el tiempo, indefectiblemente se traducirán en cierre de negocios y despidos de empleados.
Días atrás, el Ministerio de Energía de la Nación anunció que las empresas podrán financiar el 50% de las facturas del gas entre abril y septiembre. No obstante, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) hizo notar que en la mayoría de las industrias y comercios el uso del gas no es estacional, además se generarán deudas para septiembre.
En el país, las subas del gas llegaron incluso al 2.000%

PANADEROS


En Salta, el sector de los panaderos es uno de los más perjudicados por estos tarifazos, ya que la utilización de gas o electricidad no corresponde a un uso estacional. Según Martín Petrocelli, presidente de la Cámara de Industriales Panaderos de Salta, el rubro está trabajando a pérdida. "Ante semejante aumento de las tarifas, aumentamos solo un 20% nuestros productos. Tampoco podemos correr el riesgo de perder toda la clientela", dijo el titular de panaderos, y agregó: "Estamos en una situación agobiante y las perspectivas son pésimas, habrá despidos si esto sigue".
Petrocelli contó que pasó de pagar $700 a $7.000 en su última factura, un aumento del 1.000%. "La situación nos va a llevar a que cerremos, no podremos aguantar bajo ningún punto de vista por más esfuerzo y ganas que le pongamos", detalló. Y continuó: "Y a partir de ahí, la mano de obra desocupada será un problema, pero tendrán que hacerse cargo los señores que provocaron esto".
Petrocelli aclaró que por ahora no se están produciendo cierres de empresas o despidos de empleados que están en blanco. "Yo lo dije en varias oportunidades que los que empezaron por dejar gente afuera son todas las empresas que estaban en negro, no le cierran los costos por ninguna parte, ni evadiendo impuestos", detalló Petrocelli. Y explicó que esta situación se da porque ahora la carga está dentro de los servicios, y "no los puede evitar nadie".
El gerente de una de las panificadoras más importantes de la ciudad (que pidió que su nombre no fuera publicado) expresó que su última factura de gas fue de $38.000. Antes de los tarifazos pagaba $7.000. El empresario contó que las panaderías más chicas pero que producen su pan pasaron de pagar $1.000 a $6.000.
"Es muy difícil trasladar a los precios porque baja la cantidad de venta, que se desplomaron un 20%", dijo el gerente.

Te puede interesar