Lo que hay que saber sobre la trombosis

Salud y Bienestar 12 de octubre de 2018 Por
Mañana 13 de octubre se conmemora el Día Mundial de la Trombosis. Cuáles son las causas, los síntomas y cómo prevenir una enfermedad mortal que no discrimina.
51714-lo-que-hay-que-saber-sobre-la-trombosis

Trombosis es la formación de coágulos de sangre potencialmente mortales en las arterias (trombosis arterial) o en las venas (trombosis venosa). Una vez que se forma, el coágulo puede ralentizar o bloquear el torrente sanguíneo normal e incluso desprenderse y trasladarse hacia un órgano.

Un coágulo que viaja a través de la circulación se denomina “embolia”. La trombosis, una afección a menudo evitable, es la patología subyacente de un infarto de miocardio, ictus tromboembólico y tromboembolia venosa (TEV), las tres principales enfermedades cardiovasculares causantes de muerte.

La trombosis no discrimina. Puede afectar a cualquier persona, cualquiera sea su edad, etnia o raza.

Cada 13 de octubre, convocado por la Sociedad Internacional de Hemostasis y Trombosis (ISTH) se conmemora el Día Mundial de la Trombosis.

Causas de la formación de coágulos

Los coágulos pueden formarse si uno pasa mucho tiempo sin moverse. También puede formarse un coágulo si usted:

Fue operado recientemente.
Tiene 65 años o más.
Toma hormonas, especialmente como método anticonceptivo. (Consulte a su médico al respecto.)
Ha tenido cáncer o se está tratando contra el cáncer.
Se rompió un hueso (cadera, pelvis o pierna).
Tiene un chichón o moretón grande.
Es obeso.
Pasa mucho tiempo en cama o en una silla.
Tuvo un infarto cerebral (embolia o derrame) o está paralizado.
Un médico le colocó un puerto especial para administrar medicamentos.
Tiene venas varicosas o enfermas.
Tiene problemas del corazón.
Ya antes tuvo coágulos (trombosis, embolia, derrame).
Un familiar suyo ha tenido problemas de coágulos.
Ha hecho un viaje largo (de más de una hora) en auto, avión, autobús o tren.
Síntomas de la presencia de un coágulo

Es posible que se le haya formado un coágulo si ve o siente:

Una hinchazón nueva en un brazo o pierna.
Enrojecimiento de la piel.
Dolorimiento o dolor en su brazo o pierna.
Un punto caliente en una pierna.
Los coágulos pueden ser peligrosos. Los que se forman en las venas de las piernas, brazos o ingles pueden desprenderse y desplazarse a otras partes del cuerpo, como serían los pulmones. La presencia de un coágulo en los pulmones se denomina embolia pulmonar. Si ésta llega a ocurrir, puede poner su vida en peligro. Vaya a un servicio de emergencias o llame al 911.

La aparición repentina de alguno de los siguientes síntomas indica la probable presencia de un coágulo en los pulmones:

Dificultad para respirar.
Dolor de pecho.
Latidos cardiacos rápidos.
Desmayos.
Fiebre leve.
Tos, con o sin sangre.
Cómo evitar la formación de coágulos

Para ayudar a evitar la formación de coágulos, procure:

Usar ropa, calcetines o medias holgadas.
Levantar las piernas 15 cm (6 pulgadas) por arriba del corazón, de vez en cuando.
Usar medias especiales (llamadas medias de compresión), si su médico las receta.
Hacer los ejercicios que le indique su médico.
Cambiar de posición a menudo, sobre todo en viajes largos.
No mantenerse de pie ni sentado más de 1 hora seguida.
Comer menos sal.
No golpearse ni lastimarse las piernas y evitar cruzarlas.
No ponerse almohadas bajo las rodillas.
Elevar la parte de los pies de la cama entre 10 y 15 cm (4 a 6 pulgadas), poniéndole abajo bloques o libros.
Tomar todos los medicamentos que el médico le recete.

FUENTE

Te puede interesar